Gobierno de Guatemala inaugura unidad de intensivo para atender a víctimas de la erupción del volcán de Fuego

0
1467

Brenda Larios/Fotos: William Meoño

Ciudad de Guatemala, 7 jun (AGN).- Autoridades del ministerio de Salud Pública inauguraron hoy la unidad de Intensivo II del Hospital General San Juan de Dios, en la capital guatemalteca, en un esfuerzo por fortalecer la capacidad de respuesta en atención a los pacientes quemados el domingo durante la potente erupción del volcán de Fuego.

“Esta unidad consta de seis camas para atender pacientes con quemaduras y es un esfuerzo enmarcado en la tragedia para atender a la población guatemalteca”, dijo el ministro de Salud, Carlos Soto.

Añadió que las primeras pacientes de la nueva sala serán las víctimas de la erupción del domingo.

El funcionario informó que el equipo implementado es totalmente nuevo, de última generación, lo que garantiza una “atención integral, basada en protocolos internacionales de salud”.

La nueva unidad de Intensivo consta de seis camas, que estarán a cargo de siete médicos, seis enfermeras, 16 auxiliares y seis  técnicos.

La inversión proviene de fondos propios del hospital y asciende a 2,7 millones  de quetzales. Ese monto incluye la remodelación y el equipamiento, explicó.

“Estamos comprometidos con la salud de los guatemaltecos, ¡hoy más que nunca!, habilitamos el Intensivo II del Hospital General San Juan de Dios, que tendrá una capacitad para la atención de 30 pacientes por mes”, indicó Edwin Bravo, director del hospital.

Pacientes

El ministro dijo que a la fecha son atendidas ocho personas víctimas de la erupción del domingo.

Las personas atendidas en el nosocomio son Reyna Elizabeth López (de 38 años), Rafael Godínez García (de 24), Julio César Ramírez Gutiérrez (de 42), Jaime Alberto García Pérez (de 35), Carlos Hernández (de 36), Albertina García Chinchilla (de 63), Sendy Mariela Vásquez García (de 23) y Mabilda Patricia Ochoa García (de 34), en su mayoría con quemaduras de segundo y tercer grado.

Al hospital San Juan de Dios ingresaron, desde el domingo, 16 personas, de las que cuatro murieron, dos -niñas- fueron enviadas al hospital Shriner, en Galveston, Texas, Estados Unidos y dos más a un hospital de la también estadounidense ciudad de Los Ángeles.